Estudiar en EEUU

Llevar a un hijo hasta la universidad en Estados Unidos no es sencillo. No solamente porque es difícil mantener a los adolescentes motivados para no abandonar la secundaria ni porque el coste sea elevado: las universidades son laberintos difíciles de desintricar:

a) Hay que conocer todas las posibilidades que ofrece el sistema escolar porque son muchísimas.
b) Hay que estar seguro de ir escogiendo las opciones que te van a llevar a la meta que tú quieres.

Lo bueno es que, en Estados Unidos, los sistemas son bastante flexibles y cuando se cierra una puerta siempre se abre otra. Mi amigo el Dr. Manuel Yániz, que ingresó en la universidad de San Ignacio de Loyola, en Chicago, en la década de los 70, me contó que un profesor le aseguró que nunca terminaría un doctorado en psicología por haber elegido mal los créditos y tener dificultades con el lenguaje. Pero el Dr. Yániz, que es un asturiano de los de verdad :) no solo se doctoró sino que lo hizo con todos los honores en la prestigiosa Universidad de Stanford.

Lo que uno no puede perder nunca son las ganas. El resto, se consigue de una forma u otra en el circuito académico estadounidense. En esta sección puedes leer:

3 consejos para cuando tus hijos estén en High school

SAT y acceso a la universidad

Deja tu comentario

%d bloggers like this: